Cuento: “El Tambor” – Una historia de generosidad y solidaridad

Cuento “El Tambor”

Imagina por un momento sumergirte en un universo donde la magia brota de los gestos más simples y la generosidad es el puente que conecta corazones. ¿Te gustaría embarcarte en un viaje lleno de enseñanzas, sabiduría y emociones que te dejarán maravillado? Entonces, déjame guiarte hacia una historia ancestral cargada de significado y aprendizaje.

Hoy, quiero compartir contigo un cuento que ha perdurado a lo largo del tiempo en la tradición folclórica hindú. Una narración repleta de momentos mágicos, donde un niño, con su inocencia y bondad, transforma el mundo a su alrededor.

Prepárate para adentrarte en la vida de este pequeño y descubrir cómo cada acto de generosidad desencadena un torrente de bendiciones.

Este relato, que les cuentan los padres a los hijos cuando quieren hacerlos dormir o divertirlos un rato, más que una simple historia, es un recordatorio de la fuerza transformadora que reside en el amor desinteresado y la conexión con los demás.

¿Estás listo para dejarte cautivar por la magia de “El Tambor”? Entonces, acompáñame en este viaje de descubrimiento y aprendizaje que tocará las fibras más profundas de tu ser.

DESCUBRAMOS JUNTOS CÓMO PUEDO AYUDARTE

“El Tambor”

Existe una antigua leyenda hindú que relata la historia de un niño que habitaba en lo profundo del campo, junto a su bondadosa madre.

Este pequeño poseía un don especial: una voz melodiosa que alegraba los corazones de quienes lo escuchaban. Sin embargo, su mayor anhelo era tener un tambor, un sueño lejano debido a las limitaciones económicas de su familia.

Un día, mientras su madre se dirigía al mercado para vender los granos que producía, le ofreció al niño la posibilidad de elegir un regalo. Con inocencia y sinceridad, el niño expresó que todo lo que quería en la vida era un tambor.

Su mamá sonrió y se fue al mercado, allí vendió sus productos, compró alimentos, pero cuando terminó de hacer la compra se dio cuenta de que solo le quedaban unas pocas monedas para comprarle un regalo a su hijo y que no alcanzaba para comprar un tambor.

Consciente de sus limitaciones económicas, su madre miró alrededor y vio un palo derechito y duro, y volvió a casa con él.

Al llegar le dijo al niño que ese era su regalo, que era un palo mágico. El niño agradecido y entusiasmado comenzó a golpear el palo en una mesa, en su cuerpo, en el piso, creando ritmos y melodías improvisadas. Realmente tenía talento para la música.

Un primer acto desinteresado…

Después se fue caminando por ahí para ver con qué otra cosa podía crear sonido y en su camino se cruzó con una anciana que luchaba por encender un fuego para cocinar. Pero había mucho humo. “¿Qué estás haciendo abuela?”, le preguntó el niño.

“Trato de encender el fuego, pero no tengo ninguna rama seca y por eso está todo lleno de humo.”

“Yo tengo una rama seca”, dijo el niño y le dio su palo. La anciana lo puso en el fuego incipiente y el palo avivó el fuego, así que pudo cocinar sus chapatis (unos panes planos que se hacen en India sin levadura). De esta manera, la anciana pudo preparar su comida.

Agradecida, la anciana le ofreció un chapati caliente al niño, quien continuó su viaje cantando.

La vasija…

La vasijaEn su camino, encontró a una artesana que no podía trabajar debido al llanto de su bebé. “¿Por qué llora el bebé?”, le preguntó el niño.

“Porque tiene hambre, pero no puedo darle de comer hasta que no termine esta vasija.”

Una vez más, el niño ofreció su regalo, permitiendo que la artesana alimentara a su hijo y continuara con su labor.

“Gracias” dijo la artesana. “Ahora puedo trabajar en paz. Mira, llévate esa vasija, esa que está ahí, es para ti.”

El niño tomó la vasija y siguió su camino. Cuando pasó por el río vio a un lavador y a su esposa peleando. “¿Por qué pelean?”, preguntó el niño.

“Porque ella rompió mi mejor vasija para lavar la ropa”, dijo el hombre.

“Yo tengo una vasija”, dijo el niño, “¿por qué no usas esta?”

“Gracias” dijo el lavador viendo que la vasija era perfecta, “por favor, recibe este abrigo como forma de agradecimiento.”

El niño tomó el abrigo y siguió su camino. A lo lejos vio a un hombre desnudo al lado de un árbol. “¿Por qué no tienes ropa?”, le preguntó el niño. “Me acaban de robar y ahora tengo mucho frío”.

“Ponte mi abrigo” dijo el niño.

El hombre agradecido le ofreció su caballo. “Es mi caballo” explicó el hombre “huyó cuando vinieron los ladrones. Llévatelo es un caballo viejo y ya no lo necesito.”

La boda…

Finalmente, el niño se acercó al pueblo con el caballo y vio un grupo de personas reunidas, todos muy bien vestidos, era un casamiento. Pero notó que todos estaban preocupados.

“¿Qué sucede?”, preguntó el niño. “Una desgracia” dijo el padre del novio, “estamos por celebrar una boda y el hombre que trae el caballo todavía no llega y si no llega pronto la hora auspiciosa para casarse habrá pasado y los novios no van a tener buena suerte.”

(En la India, antes de casarse los novios se hacen una carta astrológica para ver si son compatibles, si son compatibles se casan. Para ello se decide qué día y qué hora de ese día es la más auspiciosa para casarse y tienen que casarse ese día y a esa hora.)

Entonces el niño le dijo: “Toma mi caballo, así no llegan tarde.”

La cara del padre del novio cambió radicalmente, dándole las gracias al niño.

Finalmente, el tambor anhelado…

Desinterés - solidaridadY como muestra de agradecimiento, ofreció darle lo que quisiera. El niño miró a su alrededor y vio comida, flores, muebles, regalos y también un grupo de músicos.

“Quiero ese tambor” dijo el niño mirando a uno de los músicos.

El hombre, lleno de alegría de poder encontrar algo que al niño le gustara, le pagó el músico por su tambor y se lo dio. “Toma es tuyo, muchas gracias.”

El niño volvió emocionado a su casa tocando el tambor. Cuando su madre lo vio con el tambor en sus manos, no lo podía creer y le pregunto “¿De dónde sacaste el tambor?”, a lo que el niño respondió “bueno, mami el palo que me diste si era mágico.”

En cada encuentro, el niño ofrecía lo poco que tenía, sin esperar nada a cambio. Finalmente, su bondad fue recompensada.

Este cuento nos recuerda cómo la magia de la generosidad y el desapego pueden obrar milagros. Al fluir con la vida y actuar desde el corazón, el universo siempre nos recompensa con lo que necesitamos.

En la entrega desinteresada reside el verdadero poder de recibir y alcanzar nuestros sueños. Permitamos que esta historia penetre en nuestros corazones y nos guíe hacia un camino de amor, generosidad y solidaridad.

¿Qué te pareció esta historia?…

Al final de este mágico viaje, a través de la historia de “El Tambor”, te invito a detenerte por un momento y reflexionar sobre el poder transformador de la generosidad y la bondad.

¿No te maravilla cómo cada pequeño gesto de amor puede desencadenar una cadena de eventos que cambian vidas y hacen brillar el mundo con luz renovada?

Este relato nos recuerda que, en nuestro día a día, tenemos el poder de ser como ese niño generoso, dispuestos a ofrecer nuestra ayuda y amor desinteresado a quienes nos rodean.

Ahora que has sido testigo de cómo el desapego y la generosidad pueden abrir puertas a lo inimaginable, te invito a llevar estas lecciones a tu propia vida.

¿Qué pequeñas acciones puedes emprender hoy para sembrar semillas de amor y bondad en tu entorno? Tal vez sea un gesto amable hacia un extraño, una ayuda inesperada a un amigo necesitado, o simplemente ofrecer tu tiempo y atención a quienes lo necesitan.

Recuerda que cada acto de bondad, por pequeño que sea, puede desencadenar un impacto positivo que trasciende fronteras.

En cada paso que des, recuerda el poder transformador que reside en ti y sé la luz que ilumina el camino de los demás. Juntos, podemos crear un mundo donde la magia de la generosidad y la bondad se desplieguen en cada rincón.

¿Estás listo para ser parte de esta hermosa sinfonía de amor y compasión? El universo espera tu respuesta con ansias.

RESERVA HOY UNA SESIÓN ONLINE GRATUITA

Lic. Alberto F. Calo

¿Quieres saber más sobre mí? Consulta aquí

 

Deja un comentario

error: Contenido protegido !!

Descubre en qué te tienes que enfocar para ser feliz

¡Empieza la transformación ya!

Descarga la Guía Gratuita e inicia el proceso de transformación que te hará sentir más feliz y aumentará tu nivel de energía vital.

%d